Por favor, espere. Cargando página ...

Aceite Campo de Montiel

Aceite de oliva virgen extra obtenido del fruto del olivo, de las variedades Cornicabra, Picual, Manzanilla, Arbequina y Local, por procedimientos mecánicos o por otros medios físicos que no produzcan alteración del aceite, conservando el sabor, aroma y características del fruto del que procede

Las características específicas del Aceite Campo de Montiel se debe a la mezcla natural de las variedades mayoritarias cornicabra y picual, que les trasfieren destacados amargos y picantes, atributos positivos de los aceites, presentes según valoración organoléptica en valores notables, comprendidos para el amargor entre 3 y 6 y para el picor entre 3,4 y 6,3 , y en menor medida, manzana, almendra, propios de otras variedades.

Aceite de L'Emporà

La Denominación de Origen Protegida Oli de l’Empordà asegura la calidad del aceite de oliva que se produce en las dos comarcas ampurdanesas y en algunos municipios del Pla de l’Estany y el Gironès. Es una certificación impulsada por el departamento de Agricultura, Alimentación y Acción Rural de la Generalitat de Cataluña y avalada por el esfuerzo de agricultores y cooperativas.

La zona de cultivo se concentra en terrenos de suelos pobres: la sierra de la Albera y la sierra de Rodes, al norte; el Montgrí y Les Gavarres, al sur. Substratos montañosos que configuran una geología característica, con granitos, pizarras y argilas. La privilegiada ubicación geográfica ampurdanesa, entre el mar Mediterráneo y el Pirineo, hace que el clima combine inviernos suaves, veranos no muy calurosos y la inevitable tramontana, el frío viento que llega del norte. Este conjunto ayuda a configurar el marcado carácter del aceite del Empordà.

La calidad y singularidad del aceite de la Denominación de Origen Protegida Oli de l’Empordà vienen avaladas por las variedades específicas de la zona: Argudell, Corivell y Verdal (Llei de Cadaqués). A finales del siglo XX se introdujo, además, la variedad Arbequina. El aceite del Empordà tiene un aspecto claro, limpio y transparente. Presenta una complejidad notable, con aromas que recuerdan al hinojo, a la almendra y a los anises. El sabor y las sensaciones que desprende cambian con la variedad del fruto. Las variedades Argudell y Corivell tienen un delicado equilibrio entre dulce y amargo, mientras que la variedad Llei de Cadaqués da lugar a un aceite afrutado, maduro y con un punto de picante.

Aceite de la Alcarria

Aceite de oliva virgen extra obtenido del fruto del olivo, de la variedad local Castellana (Verdeja), por procedimientos mecánicos o por otros medios físicos que no produzcan alteración del aceite, con una acidez máxima de 0,7º, un índice de peróxidos máximo de 15 y un porcentaje de humedad e impurezas menor de 0,1%.

El color predominante es verde limón, más o menos intenso dependiendo del momento de la recolección y del grado de madurez de la aceituna. Desde el punto de vista organoléptico los aceites de esta variedad son frutados y aromáticos, rotundos en su olor a hoja, en los que se entremezclan sabores a hierba, avellana o plátano, a veces con sabor picante en boca.

La comarca natural de La Alcarria incluye 95 municipios de la provincia de Guadalajara y 42 municipios de la provincia de Cuenca. Todos ellos se sitúan en el interior de la Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha.

Aceite de la Comunitat Valenciana

Aceite de oliva virgen extra, obtenido a partir de las siguientes variedades de la Comunitat Valenciana: Manzanilla Villalonga, Blanqueta, Farga, Serrana de Espadán, Morruda, Cornicabra, Alfafara o Grosal, Changlot Real, Rojal, Canetera, Nana, Arbequina, Empeltre, Cuquillo, Sollana, Callosina, Llumeta, Millarenca, Borriolenca.

El aceite de la Comunitat Valenciana, debido a su riqueza varietal tiene unas características que lo hace único, tanto por la composición en ácidos grasos, como por los componentes de la fracción saponificable, así como desde el punto de vista de las cualidades organolépticas. Destacan los aromas frutados de aceitunas verdes, y de otras frutas, como almendra, plátano, hierba verde, etc. Su intensidad es muy elevada, encontrándose los matices de amargor y picante entre niveles medios a ligeros. Hay que destacar el gran equilibrio existente entre el sabor y las intensidades de amargor y picante.

La zona geográfica delimitada de producción, elaboración y envasado comprende los 395 términos municipales de la Comunidad Valenciana en los que se da el cultivo del olivar.

Aceite de La Rioja

La zona de producción de los aceites de oliva amparados por la Denominación de Origen Protegida "Aceite de La Rioja" abarca toda la Comunidad Autónoma de La Rioja constituida por las Comarcas de Rioja Alta, Rioja Media, Rioja Baja, Sierra de Rioja Alta, Sierra de Rioja Media y Sierra de Rioja Baja, en total 500.000 hectáreas de superficie.

Se trata de una Denominación reconocida hace poco tiempo y cuyos aceites vírgenes extra se elaboran a partir de las variedades de aceituna Redondilla, Arbequina, Empeltre, Macho o Machona, Negral, Royal, Hojiblanca, Arroniz, Verdial, Picual, Cornicabra, Manzanilla y Blanqueta, prohibiéndose el uso de variedades transgénicas.

Los aceites de La Rioja se caracterizan por su color verde, con ciertos matices que pueden ir desde el verde claro intenso al verde oscuro intenso, un sabor frutado muy intenso, con ligeros sabores almendrados, sin amargor, dulce y ligeramente picante.

Aceite de Mallorca

El aceite virgen extra de Mallorca puede ser de dos tipos: Frutado y Dulce. En el Frutado dominan los atributos sensoriales almendrado, dulce y frutado aceituna, picante y amargo moderado. El segundo es, evidentemente, dulce; los atributos picante y amargo son mínimos, y los parámetros frutados prácticamente no se aprecian. El color del aceite de Mallorca varía desde el amarillo dorado al amarillo verdoso, en función principalmente de la época de recolección de la aceituna.

Las variedades utilizadas en la producción de este aceite son la Empeltre o Mallorquina, Arbequina y Picual.

La zona de producción de olivos y de elaboración de aceite se extiende a todos los municipios de la isla de Mallorca, con una superficie de más de 2.000 hectáreas de olivar.

Aceite de Monterrubio

Aceite de oliva virgen extra obtenido de las variedades Cornezuelo y Jabata (Picual), en un 90%, y el resto de las variedades Mollar, Corniche, Pico-limón, Morilla y Cornicabra. Es un aceite de color amarillo verdoso, de gran estabilidad, sabor afrutado, aromático, almendrado y ligeramente amargo y picante.

La zona geográfica de producción, elaboración y envasado se sitúa al este de la provincia de Badajoz y comprende 16 municipios de las comarcas de La Serena, La Siberia y Campiña Sur.

Aceite de Navarra

Aceite de oliva virgen de categoría extra obtenido de las variedades descritas a continuación, por procedimientos mecánicos o por otros procedimientos físicos que no produzcan alteración del aceite, conservando el sabor, aroma y características del fruto del que procede.

El aceite amparado se elabora con aceituna de vuelo de los olivares inscritos, con al menos un 90% de las variedades Arroniz (autóctona), Arbequina o Empeltre, pudiéndose admitir hasta un 10% de otras variedades.

Tienen una acidez máxima de 0,5º y un índice de peróxidos inferior a 15, con una elevada relación ácido oleico/ácido linoleico

Desde el punto de vista organoléptico, son aceites de perfil equilibrado y complejo, con una elevada intensidad del atributo frutado, (>=3), que presentan un aroma con matices que van desde la oliva verde a las especias y olivas maduras. En boca resultan entre ligeros y medianamente amargos y picantes, con toques de alcachofa (Arroniz), plátano (Arbequina), o almendrados y dulces (Empeltre).

La zona geográfica delimitada de producción, elaboración y envasado comprende 135 municipios de la zona sur de Navarra, así como el territorio de Bardenas Reales, que aunque no forma parte de ningún término municipal, es cultivado por agricultores de los municipios mencionados.

Aceite de Terra Alta

Este aceite virgen extra se caracteriza por utilizar, principalmente, la variedad Empeltre o la mezca de esta variedad con las secundarias Arbequina, Morruda y Farga. Se trata de un aceite limpio, amarillo con matices que van desde el amarillo pálido al amarillo oro viejo; de buen sabor, gusto frutado al principio de la campaña y ligeramente dulce a medida que ésta avanza. Con connotaciones aromáticas que recuerdan a la almendra y a la nuez verde.

La zona de producción comprende la comarca de Terra Alta y algunos municipios de la comarca de Ribera d’Ebre, ambas situadas en el sudoeste de la Comunidad Autónoma de Cataluña.

Aceite del Baix Ebre-Montsià

Aceite de oliva virgen extra obtenido a partir de tres variedades autóctonas de aceituna: Morruda o Morrut, Sevillenca y Farga. El resultado son aceites gustosos y muy aromáticos, sabor frutado al principio de la campaña y ligeramente dulce a medida que ésta avanza, y un color que varía desde el amarillo verdoso al amarillo dorado, según la época de recolección y la situación geográfica.

La zona de producción comprende los terrenos ubicados en la comarcas del Baix Ebre y Montsià, ambas pertenecientes a la provincia de Tarragona, situadas en el extremo más meridional de la Comunidad Autónoma de Cataluña.

Aceite Montes de Alcaraz

Aceite de oliva virgen extra de las distintas variedades de olivo existentes en la zona: Picual, que es la mayoritaria, también denominada Salgar, Cornicabra, y en menor medida, Arbequina, Picudo y Manzanilla.

Presentan intensidades medias de frutado (verde o maduro en función de la época de recolección), destacados amargos y picantes, con matices propios de las variedad prioritaria, la Picual y de la secundaria, Cornicabra (con aromas a hoja verde e incluso planta de tomate), y en menor medida, manzana, almendra, higuera, plátano, etc., propios de otras variedades. Son aceites equilibrados, con mantenimiento de una línea uniforme y proporcional, tanto en el frutado como en las intensidades de amargo y picante.

El color varía, dependiendo de la época de recolección y de la situación geográfica dentro de la comarca, desde el amarillo dorado al amarillo verdoso.

Aceite Sierra del Moncayo

Aceite de oliva virgen extra obtenido del fruto del olivo (Olea europaea L) de las variedades Empeltre, Arbequina, Negral, Verdial y Royal, por procedimientos mecánicos o por otros medios físicos que no produzcan alteración del aceite, conservando el sabor, aroma y características del fruto del que procede y en los porcentajes que se indican a continuación:

- Empeltre en un porcentaje mínimo del 70 %,
- Arbequina en un porcentaje máximo del 25 %,
- Presencia de al menos una de las variedades minoritarias reconocidas (Negral, Verdial o Royal). Además, el conjunto de estas tres variedades no supondrá más del 5 %.

Posee una acidez no superior a 0,5º.

El análisis organoléptico de los aceites Sierra del Moncayo presenta un perfil sensorial frutado (mediana del frutado > 2,5) con percepciones de atributos amargos y picantes (máximo de 4,5). El contenido de ácido graso oleico presenta valores mínimos del 70 %, mientras que el contenido máximo de ácido graso linoleico se sitúa por debajo del 11 %

La zona geográfica se enmarca entre el valle del Ebro y el conjunto montañoso que forma el Moncayo, formando una unidad morfológica, geográfica e histórica, homogénea que comprende las comarcas de Tarazona y el Moncayo y Campo de Borja, con más de 2.500 hectáreas de olivo para un total de 34 municipios.

Aceituna Aloreña de Málaga

Las Aceitunas Aloreña de Málaga, se clasifican en los siguientes tipos:

- Aceituna Aloreña de Málaga verde fresca: Son las aceitunas que después del partido pasan directamente a bombonas que se colocan en lugar fresco, donde podrán mantenerse mientras no se alteren las características organolépticas y físico-químicas propias de esta elaboración, o cámaras frigoríficas donde se conservan a una temperatura máxima de 15 ºC, pudiendo permanecer en estas condiciones mientras no se alteren las características organolépticas y físico-químicas propias de esta forma de preparación. Deben transcurrir como mínimo tres días desde que se parten las aceitunas y se colocan en salmuera hasta que son envasadas.

- Aceituna Aloreña de Málaga tradicional: Son las aceitunas que tras el proceso de recepción, clasificación y partido son colocadas en bombonas que se depositan en locales sin climatización y donde permanecen un mínimo de 20 días antes de su envasado para el consumo. En estas condiciones podrán permanecer mientras no se alteren sus características organolépticas y físico-químicas propias de esta forma de preparación.

- Aceituna Aloreña de Málaga curada: Este tipo de aceitunas una vez recepcionadas y lavadas son colocadas sin partir en fermentadores donde sufren un proceso de curado mínimo de 90 días antes del envasado. Pudiendo permanecer en estas condiciones mientras no se alteren las características fisicoquímicas y organolépticas propias de esta forma de preparación.

Antequera

Aceite de oliva virgen extra elaborado a partir de aceitunas de la variedad Hojiblanca, Picual, Arbequina, Lechín de Sevilla, Gordal de Archidona, Picudo, Verdial de Vélez-Málaga y Verdial de Huévar, aunque Hojiblanca es la variedad principal (90%).

Son aceites ligeros en boca, que presentan una gama de aromas a frutado de aceitunas verdes, otras frutas maduras, almendra, plátano y hierba verde. Las intensidades de los frutados van de medias a altas. Además, el amargo y picante aparece con intensidades ligeras o medias, que coexisten en perfecta armonía con sabores ligeramente dulces. El color varía desde el amarillo dorado al amarillo verdoso.

La Denominación distingue entre dos tipos distintos de producto: el Sabor Intenso y el Sabor Suave.

La zona de producción -unas 80.000 hectáreas- se encuentra situada en la comarca natural de la Depresión de Antequera, ubicada en el extremo occidental de las depresiones intrabéticas de Andalucía, concretamente 17 municipios de la provincia de Málaga y uno de Córdoba.

Esta Denominación, recientemente constituida, ha sido promovida por el grupo cooperativo Hojiblanca, que representa más del 90% de la producción oleícola de la comarca, y comienza a comercializar sus aceites en la campaña 2004/05.

Baena

La zona de producción de la Denominación de Origen Baena se encuentra situada al sureste de la provincia de Córdoba, entre la Campiña y las estribaciones con la Serranía Subbética, con una superficie de olivar inscrita de unas 35.000 hectáreas. El área tiene por núcleo el municipio de Baena, extendiéndose por los municipios de Doña Mencía, Luque, Nueva Carteya, Albendín, Zuheros y Castro del Río.

El aceite virgen extra se obtiene de las variedades Picuda o Carrasqueña de Córdoba- que es la más representativa-, Lechín, Chorrúo, Hojiblanca y Picual, y se caracteriza por un color que varía de amarillo verdoso a verdoso dorado, y un aroma y sabor frutado intenso y almendrado amargo.

Bajo Aragón

La Denominación de Origen Bajo Aragón produce aceite de oliva virgen extra procedente de aceitunas de las variedades Empeltre, Arbequina y Royal, de las cuales la Empeltre participará en una proporción mínima del 80%. La zona geográfica comprende la comarca situada al oeste de Aragón, entre las provincias de Zaragoza y Teruel, y cuenta con una producción media de 8.000 toneladas al año.

El color de este aceite es amarillo con matices que van desde el amarillo dorado al amarillo oro viejo. En cuanto al sabor, se caracteriza por un gusto frutado al principio de la campaña, con ligeros sabores almendrados, sin amargor, tirando a dulce y ligeramente picante.

Campo de Calatrava

Aceite de oliva virgen extra obtenido de las variedades Cornicabra y Picual.

Los colores en los aceites varían según las campañas y los momentos de recolección, pudiendo oscilar entre verdes intensos a verdes amarillos.

Desde el punto de vista organoléptico los aceites expresan la aportación de cada una de las variedades amparadas, obteniéndose perfiles sensoriales con frutados complejos e intensos (verdes de aceituna, manzana y otras frutas frescas). Son apreciables y equilibradas las percepciones de amargo y picante en boca, debido a un elevado contenido en polifenoles.

Estepa

Aceite de oliva virgen extra obtenido del fruto de aceitunas de las variedades Hojiblanca, Manzanilla, Arbequina, Picual y Lechín, predominando la primera. La zona de producción se encuentra en la comarca natural de Estepa, en las provincias de Sevilla y de Córdoba.

La diversidad varietal es una característica de esta comarca, debido a la influencia de tres zonas olivareras de Andalucía como son Córdoba, Sevilla y el norte de Málaga. Los aceites procedentes de estas mezclas están dando unos resultados espectaculares, con unas características muy peculiares tanto química como organolépticamente.

Gata-Hurdes

Aceite de oliva virgen extra obtenido de la variedad Manzanilla Cacereña. La zona de producción amparada corresponde al tercio norte de la provincia de Cáceres, concretamente la sierra del norte de la provincia y las Comarcas naturales de Sierra de Gata, Hurdes, Gabriel y Galán, Valle del Ambroz, Jerte y La Vera. Se encuentran incluidos un total de 84 municipios, con una superficie de 30.000 hectáreas de olivar.

Las características organolépticas que diferencian al aceite de Gata-Hurdes son sus excelentes frutados, el bajo o nulo amargor y muy poco picante. Es, por tanto, afrutado y uno de los aceites más suaves y finos. El color es amarillo oro brillante; puede haber presencia de tonos verdosos si el aceite ha sido obtenido de aceitunas recolectadas antes o durante del envero. En las características físico-químicas se observa que es un aceite denso, que destaca también por su alta resistencia al enranciamiento.

Les Garrigues

Esta Denominación produce un aceite de oliva virgen extra de la variedad Arbequina. Se diferencian dos tipos: el Frutado, procedente de la recolección más temprana, de color verdoso, más cuerpo y sabor almendrado amargo; y el Dulce, elaborado con aceitunas recolectadas más tarde, de color amarillo, más fluido y de sabor dulce.

La zona de producción se encuentra situada al sur de la provincia de Lleida, constituida por la comarca de Les Garrigues y algunos municipios limítrofes de las comarcas de El Segriá y L’Urgell. Cuenta con una producción media anual de 4,3 millones de kilos de aceite, elaborado por 27 cooperativas inscritas.

Lucena

Aceite de Oliva Virgen Extra obtenido tanto de la variedad Hojiblanca como de la variedad principal también conocida como Lucentina (superior al 90%) y de otras variedades secundarias aceptadas (Arbequina, Picual, Lechín, Tempranilla, Ocal, Campanil y Chorruo).

- Color: Entre verde intenso y verde amarillento, en función de la época en la que se realice la recolección (escala A.B.T. de 2/4 a 3/4).
- Sabor: Los aceites amparados son aceites de frutado medio en el que se aprecian toques almendrados, con equilibrio entre amargo y picante ambos muy suaves.
- Olor: Domina el olor frutado verde a hierba recién cortada.

La zona geográfica que comprende la Denominación de Origen "Lucena" está situada al sur de la provincia de Córdoba.

Montes de Granada

Los aceites virgen extra de la Denominación Montes de Granada son multivarietales, es decir, se obtienen de las aceitunas tipo Picual, Lucio y Loaime y en menor medida de Escarabajuelo, Negrillo de Iznalloz, Hojiblanca y Gordal de Granada, cultivadas en la zona delimitada.

Estos aceites destacan por el carácter fuerte que proporciona la variedad predominante Picual (color verde, amargo medio a intenso y aromas frutados) que se suaviza con la presencia de las otras variedades permitidas.

En conjunto, los aceites de esta zona son aromáticos, que recuerdan los olores de las aceitunas frescas, hierba recién cortada, higuera o tomates verdes, con cuerpo y ligero amargor en boca, y con predominio de tonalidades verdes sobre doradas en su color.

Los Montes de Granada es la comarca natural situada sobre la subbética granadina, delimitada al norte con las provincias de Jaén y Córdoba, y al sur con la vega de Granada.

Montes de Toledo

Esta denominación castellanomanchega produce una media anual de 20.000 toneladas de aceite, procedente exclusivamente de la variedad Cornicabra. El color varía, dependiendo de la época de recolección y de la situación geográfica dentro de la amplia comarca (en las provincias de Ciudad Real y Toledo), desde el amarillo dorado hasta el verde intenso. Desde el punto de vista organoléptico, los aceites de esta variedad presentan una gran sensación de densidad en boca, frutados y a la vez aromáticos, ligeramente amargos y con un aroma muy equilibrado. Cuenta con una acidez máxima de 0,7º y una marcada estabilidad.

Montoro-Adamuz

Aceite de oliva virgen extra obtenido de las variedades siguientes: Picual (Nevadillo Blanco), Nevadillo Negro, Lechín, Picudo y Carrasqueño, considerando como variedades principales Picual (Nevadillo Blanco) y Nevadillo Negro.

Se puede considerar como un aceite de gran complejidad aromática y mucho cuerpo, con frutado de aceituna intenso, otras frutas maduras y verde hoja alto. Poseen un color casi siempre claro, en tonos que pueden oscilar de verdosos a amarillentos en función del grado de maduración del fruto, y una sensación buco-táctil algo densa, que se relaciona con el alto contenido de acido oleico.

La zona comprende los siguientes municipios de la provincia de Córdoba: Montoro, Adamuz, Espiel, Hornachuelos, Obejo, Villaharta, Villanueva del Rey, y Villaviciosa de Córdoba, que constituyen la comarca agraria de La Sierra, así como la parte del término municipal de Córdoba situada al norte del río Guadalquivir.

Poniente de Granada

Estos aceites se producen en una zona situada al oeste de la provincia de Granada, como indica su nombre, a partir de una combinación de aceitunas de seis variedades: Picual, Hojiblanca, Picudo, Lucio, Loaime y Nevadillo de Alhama de Granada (las tres últimas son variedades autóctonas de la zona). Se caracterizan por ser aceites ligeros en boca, que presentan una amplia gama de aromas a frutas frescas, maduras, hierba, higuera, etc. Además, por la perfecta combinación de distintos atributos, son aceites equilibrados y redondos, con ciertos toques de amargor y picor en perfecta armonía con sabores dulces. El color varía en la gama del amarillo-verdoso al amarillo-dorado.

Priego de Córdoba

La zona de producción amparada por la Denominación de Origen Priego de Córdoba es una comarca natural situada en el cuadrante suroriental de la provincia de Córdoba, que comprende los términos municipales de Almedinilla, Carcabuey, Fuente Tójar y Priego de Córdoba, con una superficie cultivada de casi 30.000 hectáreas de olivar.

El aceite de oliva virgen extra que produce la Denominación, procede de las variedades Picudo, Hojiblanca y Picual, y cuenta con una producción media de 16 millones de kilos de aceite al año. El producto se caracteriza por un aroma frutado intenso a hierba fragante, manzana y almendra, un poco amargo y con ligero picante al final.

Sierra de Cádiz

Esta Denominación de Origen comprende siete municipios de la provincia de Cádiz y dos de la de Sevilla, ubicados en torno al Parque Natural Sierra de Grazalema.

El aceite de oliva virgen extra producido al amparo de esta Denominación se obtiene de las variedades de aceituna Lechín de Sevilla- la principal-, Manzanilla, Verdial de Huevar, Verdial de Cádiz, Hojiblanca, Picual, Alameña de Montilla y Arbequina. Se trata de aceites de aroma frutado medio a intenso de aceituna verde madura, que recuerda a frutas y aromas silvestres con sabor ligeramente amargo y picante, equilibrados al paladar.

Sierra de Cazorla

Los aceites protegidos por la DO Sierra de Cazorla serán necesariamente del tipo Virgen Extra y elaborados a partir de las variedades de aceituna Picual y Royal. La zona de producción se encuentra situada en el sudeste de la provincia de Jaén, en un enclave de extraordinario valor, junto al Parque Natural de las Sierras de Cazorla, Segura y las Villas, y comprende una superficie de 37.500 hectáreas de olivar.

La Denominación está compuesta por 16 entidades inscritas, 10 sociedades cooperativas, 4 industriales y 2 envasadores. Cuentan con una producción de 30.000 toneladas de aceite.

Los aceites de esta Denominación son de gran estabilidad, muy afrutados (manzana, almendra, higuera) y ligeramente amargos. El color varía, dependiendo de la época de recolección y de la situación geográfica de la comarca, desde el verde intenso al amarillo dorado.

Sierra de Segura

La comarca de Sierra de Segura se encuentra situada al noroeste de la provincia de Jaén. El aceite de oliva virgen extra se obtiene aceitunas de las variedades Picual (variedad dominante), Verdala, Royal y Manzanillo de Jaén. Se trata de aceites ligeramente amargos, picantes y muy equilibrados, de baja acidez; destacan sus tonos verdes que viran a amarillos dorados con la madurez.
La Denominación, reconocida y considerada por la Unión Europea desde 1996, cuenta con una producción media de unas 15.000 toneladas de aceite al año. La zona geográfica de producción ampara un total de 39.000 hectáreas de olivar, siendo Beas de Segura el pueblo más olivarero con más de 14.000 hectáreas.

Sierra Mágina

Es la Denominación de Origen que comprende una extensión más amplia, con 72.000 hectáreas de olivos que generan una producción media de 40.000 toneladas de aceite. La comarca de Sierra Mágina se encuentra enclavada en el parque natural del mismo nombre, en la parte central de la zona sur de la provincia de Jaén.

El aceite virgen extra procede de la variedad Picual. Son aceites de gran estabilidad, sabor muy frutado y ligeramente amargo y aroma fragante. El color varía dependiendo de la época de recolección y de la situación geográfica, desde el verde intenso al amarillo dorado.

Siurana

Esta Denominación de Origen catalana es una de las más pequeñas en extensión de las denominaciones españolas. La zona de producción comprende una franja de la provincia de Tarragona, perpendicular al mar Mediterráneo, que atraviesa de noroeste a sudeste las comarcas del Priorat, El Baix Camp, La Ribera d'Ebre, El Tarragonés, L'Alt Camp, El Baix Penedés y Conca de Barberà.

Este aceite virgen extra se elabora principalmente con aceituna de la variedad Arbequina, que le aporta un peculiar tono frutado, y Royal y Morrut en menor cantidad. Se producen dos tipos de aceite, dependiendo de la recolección: Frutado, de color verdoso, más cuerpo y sabor almendrado amargo; y el Dulce, procedente de una recolección más tardía, de color amarillo y más fluido.